Te deseo muchos errores para hacer mejores fotos.

¿Cuántas fotografías haz estropeado o hechado a perder? ¿Mil? o ¿hasta Diez mil ? Permíteme felicitarte y te deseo muchos errores para hacer mejores fotos.

No, no me mal entiendas,  pero el fallar o equivocarte, te  acerca cada vez estás más a ser un gran fotógrafo. 

Si yo te contara la cantidad de veces que he cometido errores, no tendríamos tiempo. He hasta borrado fotografías que debía entregar, pero que afortunadamente recupere.

El miedo nos paraliza.

Desde pequeños nos han inculcado que no podemos equivocarnos por qué eso sería que no somos personas de confianza para realizar cierta actividad. Esto nos lleva a dar valor a lo que piensan los demás de nosotros.

En la cultura latina, es común darle mucho valor a lo que piensan de nosotros o a la crítica por tener un error.

Esto es por qué deseamos la aceptación de las personas. Como animal social que es el ser humano. Le damos valor al pensamiento de los demás.

Pero La necesidad de aprobación de los demás equivale a decir: “Lo que tú piensas de mí es más importante que la opinión que tengo de mi mismo”. Diría Wayne W. Dyer .

Cuando le damos ese poder a los demás, en las clases dejamos de preguntar u opinar. Pero ¿qué no es precisamente la razón por lo que vas a clases? Para obtener conocimiento del que carecemos.

O alguna mala crítica de nuestras fotos en las redes sociales, tan común hoy en día, dejamos de hacer fotografías.

Damos poder al miedo al permitir que la crítica nos posea. Por no ser tildados de ignorantes, dejamos de hacer cosas que nos gusta hacer o de arriesgarnos a intentar cosas nuevas.

“Me voy a equivocar, mejor no lo hago” un pensamiento recurrente en nuestra mente.

Así que es primero y más importante la opinión que tengamos de nosotros que la que puedan tener los demás de nosotros.

Todos nos equivocamos.

La mejor forma de aprender, es enfrentarse sin miedo al error, arriesgarse. Recuerda que nadie nace sabiendo las cosas que hace. Siempre estamos aprendiendo.

Los errores ayudan a darnos cuenta que tan preparados estamos para afrontar lo que se nos presenta frente a la cámara o a la profesión que nos dediquemos.

Con la experiencia obtenida a través de practica- error, nuestra técnica mejorara, nuestro ojo fotográfico cambiara, haciendo que veamos las cosas diferentes.

Si ya estamos dedicados a la Fotografía, nuestro flujo de trabajo será más rápido, desde de preparar el equipo para una sesión o reportaje, hasta procesos de entrega para clientes.

“No fueron mil intentos fallidos, fue un invento de mil pasos” Thomas Alba Edison

Aprendizaje constante.

Lo qué trato de decir es que no tengas miedo de equivocarte, aprende de esos errores, crea experiencia. 

A Michael Jordan cuando le preguntaron que sentía de ser el mejor jugador de baloncesto , él solo comento:

“He fallado más de 9000 tiros en mi carrera. He perdido casi 300 juegos. 26 veces, me han confiado para tomar el tiro ganador del juego y falle. He fallado una y otra vez en mi vida. Y es por eso que tengo éxito.

Equivocarte es lo mejor que te puede pasar, ya que el error te dará la sabiduría para mejorar cada vez en la tu fotografía.

No conozco persona en la fotografía o en alguna disciplina, sea el arte, deporte o negocios que no haya fallado. Más en sus inicios por su inexperiencia.

“Tus primeras 10.000 fotografías serán tus peores fotografías”.- Cartier Bresson

La actitud lo es todo.

Dice un proverbio chino “Si te caes siete veces, levántate ocho” A esto se le llama actitud.

Si te equivocas, presta atención en donde fue el error, vuelve a intentarlo, aun cuando te cueste más veces, hasta lograr lo que deseas. Queremos tomar mejores fotos , pero debemos hacer un extra, seguir intentando.

“99% of street photography, if not more, is about failure” Alex Webb

Practicar nos da la oportunidad de mejorar aprendiendo de nuestros errores. Al revisar las fotos de nuestra practica podemos ver si hemos cometido un error, o logrado nuestra intensión. Si has errado, analizar por que, aprender de eso, practica otra vez hasta corregir el error.

Para terminar.

Recuerda la próxima vez que te equivoques, no pasa nada, que puedes mejorar si lo intentas y sigues practicando. La fotografía es como una carrera de fondo no una carrera de velocidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *